Salud: volviendo a lo básico

Salud: volviendo a lo básico

A veces todas necesitamos que nos recuerden lo básico. Aquí tienes algunos pasos simples para una vida saludable.


Mantenerse saludable es una constante lucha, especialmente cuando se tiene una agenda apretada. No tiene porqué ser así. No necesitas irte a extremos y hacer cosas que te disgustan para mejorar tu salud física y mental. Tomando en cuenta estos pequeños consejos te será más fácil mantenerte saludable y contenta.

Asegúrate de consultar con tu doctor antes de iniciar cualquier nueva dieta o rutina de ejercicios.

Pequeños cambios, grandes resultados
Una buena idea para empezar a mejorar nuestra salud es comenzar despacio. A los hábitos hay que cambiarlos poco a poco. De otra manera de seguro se volverá abrumador. Tómate tu tiempo para adaptarte a una nueva rutina de ejercicios o a nuevos hábitos de alimentación. Recuerda que los pequeños pasos, con tiempo, llevan a grandes resultados.

Registration

¡Hazte socia de P&G everyday y recibe ofertas exclusivas!

Hazte socia

Come mejor
Comer de manera saludable no significa que tienes que incluir comida desabrida y aburrida en tu dieta. Hay muchas recetas e ideas interesantes para comer nutritivamente sin sacrificar el sabor. Busca pequeños cambios que puedas incorporar al cocinar. Por ejemplo usa azúcar morena en vez de azúcar blanca o aceite de oliva en vez de aceite de canola. Evita freír carnes y papas, mejor hazlas al vapor o al horno. Y, para terminar, no te olvides de siempre comer con moderación.

Mantente en movimiento
Ir al gimnasio a pasar horas repitiendo una rutina de entrenamiento no es la única manera de mantenerse en forma. El ejercicio puede ser una actividad divertida que te mantiene motivada y con buen ánimo. Aunque no tengamos mucho tiempo para el ejercicio en nuestra vida diaria, donde hay voluntad, hay manera. Usa tu bicicleta en vez del carro para distancias cortas. Estirar las piernas y hacer 25 saltos por día puede hacer maravillas. Hay miles de maneras de activar el corazón y los músculos, como caminar, practicar deportes, aun bailar. Escoge lo que más te guste, y no dejes que nadie te detenga.

Frecuenta gente que te levanta el ánimo
Nuestro círculo de amistades, con quiénes pasamos tiempo, puede motivarnos o quitarnos la energía. A menudo hay una persona que parece drenarnos de vida. Sabemos quién es y realmente no hay motivo para estar inquieta y fastidiada todo el tiempo. Ese estrés y esa ansiedad pueden afectar nuestra salud de manera adversa. Así pues, es importante cultivar esas amistades que aportan una mentalidad más positiva y productiva.

Valórate a ti misma
Mantener un hogar no es tarea fácil y como buenas latinas somos muy hogareñas y nos gusta atender a nuestra familia. Trabajamos, cocinamos, limpiamos la casa, lavamos la ropa y cuidamos a los niños. Al final del día sólo nos queda tiempo para dormir. Pareciera que nunca tenemos tiempo para hacer esas cosas que nos hacen sentir bien. Es muy fácil perder el hilo de dónde estamos mientras tratamos de mantener ese ritmo de vida moderno y febril. Sin embargo, siempre es importante detenernos, respirar, y relajarnos. Obséquiate un momento especial. Libera tu mente haciéndote un tratamiento de belleza en un spa o saliendo con tus amigas. Es en los pequeños detalles donde podemos hallar eso que nos hace sentir bien con nosotras mismas. Es importante dormir bien todas las noches. Procura dormir ocho horas seguidas. También es recomendable apagar el teléfono antes de dormir. Desconectarse del mundo hoy se considera un lujo. Tómate tiempo para disfrutar de una noche tranquila sin el ruido de la tecnología.

Confirma tu información personal.

Para finalizar tu solicitud, por favor completa la información solicitada abajo.